La empresa fue reinspeccionada por funcionarios de la Diresat Miranda

Trabajadores y trabajadoras
de Atento Venezuela siguen expuestos a riesgos laborales

La empresa de atención telefónica Atento Venezuela C.A., continúa incumpliendo con los ordenamientos en materia de Seguridad y Salud Laboral, según verificaron funcionarios de la Diresat Miranda durante una reinspección realizada en las instalaciones donde la compañía funciona.

El Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (Inpsasel), a través de la Diresat Miranda, constató que Atento no ha realizado estudios ergonómicos que abarquen todos los factores de riesgos (psicológicos, cognitivos, culturales y antropométricos), asociados en los procesos de trabajo. Además, no se ha implementado ningún tipo de medida preventiva, así como la adecuación de los métodos de trabajo, máquinas y herramientas.

Dolymar Ramírez, Inspectora en Seguridad y Salud en el Trabajo adscrita a la Diresat Miranda y la psicóloga, Carmen Esther Reinoso (médica del Inpsasel), realizaron el recorrido por las instalaciones, observando que los equipos utilizados por los operadores y operadoras de atención telefónica, no cuentan con almohadillas y pitillos, lo que maximiza la exposición a factores de riesgos y un peligro inminente para los trabajadores y trabajadoras, por lo que se procedió a suspender las actividades en uno de los Call Center, de acuerdo al artículo 135 de la Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo (Lopcymat).

Igualmente, se constató la falta de mantenimiento en las alfombras que cubren las áreas de trabajo, generando un fuerte olor a humedad por no contar con un sistema efectivo de inyección y extracción del aire viciado, lo que podría generar enfermedades respiratorias en los trabajadores y trabajadoras. Asimismo, no se cumple con el articulo 59 de la Lopcymat, al no adaptar los aspectos organizativos y funcionales, métodos, sistemas y procedimientos utilizados en la ejecución de las tareas, a las características de quienes operan en los centros de atención de llamadas, por lo que se verificaron las restricciones en cuanto al derecho que tienen los trabajadores y trabajadoras de satisfacer sus necesidades fisiológicas, puesto que la empresa limita las veces y el tiempo en que hacen uso de los sanitarios disponibles, afectando la salud física y mental de quienes laboran ahí.

Finalmente, y puesto que aun no se implementan medidas que garanticen la protección a la salud y la seguridad de los trabajadores y trabajadores, la inspectora Ramírez inició un procedimiento sancionador correspondiente que va desde el pago de 50 Unidades Tributarias por trabajador expuesto, hasta el cierre por 48 horas de la empresa.

Revisión de los informes médicos
Dolymar Ramírez Inspectora Diresat Miranda
Delegado de Prevencion de Atento
Equipos de trabajo inadecuados
Representante del patrono

21/10/2008

eslogan