INPSASEL alerta sobre el cáncer de mama

El Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (INPSASEL), preocupado por la prevención del cáncer de mama, ha tratado en varias oportunidades esta problemática que ataca a  la mujer y, por tanto deben conocer en profundidad para entender lo que significa este riesgo maligno en las féminas.  

Un especialista narra un caso: “Primero está la sospecha, luego la certeza del diagnóstico con la reacción de incredulidad, para luego asumir la verdad con ese miedo que enfría los huesos y la infaltable pregunta ¿Porque a mí?. Así enfrentó Paula la noticia transmitida: Tienes cáncer de mama”.

“Miedo, ansiedad e incertidumbre fueron los enemigos que Paula tuvo que vencer y hoy se califica como una sobreviviente del cáncer de mama, gracias a su entereza, al diagnóstico temprano y a la disciplina en el tratamiento. Este testimonio arropa a todas las mujeres, sean víctimas o no de esta enfermedad, porque hoy por hoy es imprescindible la detección precoz, comenzando con la periódica autoexploración de las mamas, conjuntamente con las revisiones ginecológicas anuales, ya que de esta forma el médico especialista descarta la presencia de cualquier tipo de cáncer, en especial el de mama”.

“Tómatelo a pecho”, ha sido el lema del Día Mundial contra el cáncer de mama, el cual se celebra cada 19 de octubre y desde donde se aborda la importancia de detectar el cáncer de mama en fases tempranas, así como tratarlo eficazmente y reconocer la enfermedad como causa principal de la muerte y la potencial pérdida de años de vida saludable en las mujeres.

La detección temprana es el camino. Los tratados de medicina definen el cáncer de mama como un crecimiento anormal de células, que suelen dividirse más rápido que las saludables, hasta formar un bulto o masa y pueden llegar a diseminarse (metástasis) hasta los ganglios linfáticos o a otras partes del cuerpo.

 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el cáncer de mama es el padecimiento más frecuente en las mujeres tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo. Su incidencia está aumentando en el mundo debido a la mayor esperanza de vida, el aumento de la urbanización y la adopción de modos de vida occidentales.

El último estudio de Incidencia y Mortalidad del Cáncer en Venezuela realizado por la Sociedad Anticancerosa de Venezuela (SAV), refleja que la mayor mortalidad e incidencia por cáncer de mama se sitúa en mujeres entre 45 y 54 años, seguido por el rango comprendido entre 55 y 64 años.

El especialista en medicina interna, Jacobo Plaz considera que el cáncer de mama, no debe ser visto como una sentencia de muerte, pues actualmente se camina hacia una mayor disminución del número de fallecimientos asociados con esta enfermedad, debido a factores como la detección temprana, un nuevo enfoque de tratamiento personalizado y mayor conocimiento de la enfermedad.

En este sentido, el galeno considera que un diagnóstico temprano permite optimizar el pronóstico y mejorar la esperanza de vida, lo cual se consigue con los controles médicos periódicos.

Sobre los métodos para detectar la enfermedad señala en primer lugar el autoexamen mamario que permite detectar cualquier cambio en sus senos o axilas y los métodos imagenológicos (Ecografía y mamografía) como estudios precisos de diagnóstico de cáncer de mama solicitados por el médico consultado.

Respecto a la ecografía explicó que ésta es utilizada en pacientes jóvenes, sin embargo acota que en ciertas situaciones riesgosas o cuando hay antecedentes de cáncer de mama en el círculo familiar cercano se recomienda realizar la mamografía para complementar el estudio ecosonográfico.

Sumado a lo anterior, la OMS expone que independientemente del método de detección precoz utilizado, es esencial incluir una atenta planificación y un programa organizado y sostenible que se focalice en grupos poblacionales específicos para garantizar coordinación, continuidad y calidad en la asistencia médica.

Factores de riesgo. Como en toda enfermedad el cáncer de mama también posee factores de riesgo que se vinculan con los antecedentes familiares, edad, lactancia, menopausia, entre otros.

En este sentido el doctor Plaz detalla los principales:

  • Ser del sexo femenino.
  • Presencia de cáncer de mama en el entorno familiar cercano (madre, hermana o hija).
  • Obesidad y sobrepeso.
  • Tener la primera menstruación antes de los 12 años
  • Cuando se presenta la menopausia a una edad tardía. (Después de los 55 años).
  • Las mujeres que no han tenido hijos.
  • Las que han tenido su primer hijo después de los 30 años.
  • Fumar y consumir alcohol excesivamente.
  • Antecedentes previos de cáncer en una mama o en otro órgano del cuerpo
  • Tomar medicamentos de terapias de reemplazo hormonal para contrarrestar los síntomas postmenopáusicos.

En lo que se refiere al riesgo alto de contraer cáncer de mama el médico manifiesta que hay opciones como los medicamentos inhibidores hormonales y la cirugía preventiva que consiste en la extirpación quirúrgica de las mamas y los ovarios antes que se presente la enfermedad.

Entre los signos y síntomas del cáncer de mama se pueden incluir los siguientes:

  • Presencia de un bulto o protuberancia.
  • Cambio de aspecto de la mama en cuanto a forma y tamaño.
  • Hundimientos o asimetrías en la piel.
  • Inversión del pezón.
  • Cuando la piel de la mama o alrededor del pezón está enrojecida, inflamada o presenta descamación.
  • Dolor en cualquier zona de la mama o axila
  • Secreción inusual.
  • Descamación, desprendimiento de la piel, formación de costras y pelado del área pigmentada de la piel que rodea el pezón (areola) o la piel de la mama.
  • Sensación de rigidez en uno o ambos pechos.

Además de la rutina personal y médica respecto al cáncer de mama, los consejos van hacia una alimentación saludable basada en fibra, verduras, frutas y proteínas, la práctica de ejercicio con regularidad para mantener el cuerpo activo y mantener a raya el estrés, la rabia y las preocupaciones.

DATOS

  • Es el más frecuente y la causa principal de muerte por enfermedades cancerosas de mujeres a escala mundial.
  • Las mujeres que tienen tejido mamario denso tienen mayor riesgo a desarrollar este tipo de cáncer.
  • El cáncer de mama es el segundo factor de muerte en Latinoamérica.
  • Se contabilizan de 1.7 millones de casos diagnosticados.
  • Se calcula que para 2030, podrían superarse las cifras actuales hasta en un 65%, con 66.000 muertes y 224.000 nuevos casos al año.
  • Un 17% se diagnostica en etapas avanzadas y otro 30% evoluciona a estadios metastásicos tras un primer tratamiento.
  • El 97% de las mujeres con cáncer de mama en fase temprana tienen curación cercana al 95%.
  • Entre 5 % y 10 % de los cánceres de mama se relacionan con mutaciones genéticas heredadas.
  • Se prevé que para el 2025 habrá 800.000 muertes a causa de la enfermedad.

Prensa: INPSASEL

Alberto Vargas