Presidente del INPSASEL: Ataques al SEN son crímenes de lesa humanidad

Conforme a la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (1999), los ataques al Sistema Eléctrico Nacional (SEN), pueden ser calificado de crímenes de lesa humanidad debido al grave impacto que ha tenido en detrimento hostil contra la población venezolana; en las últimas semana de marzo se realizaron cuatro acciones contra el SEN ocasionando masivos apagones en el ámbito de la nación afectando al país, dijo el presidente del Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (INPSASEL), Giovanni Peña.

Al hacer referencia sobre el delito de lesa humanidad, Peña, precisó que la Carta Fundamental de la República Bolivariana, tipifica en el artículo 22 que “los enunciados de los derechos y garantías contenidos en esta Constitución y en los instrumentos internacionales sobre derechos humanos no debe entenderse como negación de otros que, siendo inherente a la persona, no figuran expresamente en ellos”.

Según el Estatuto de Roma, los crímenes de lesa humanidad son “todos aquellos actos inhumanos que causen intencionadamente grandes sufrimientos o atenten contra la integridad física o la salud mental o física”, apuntó el presidente del INPSASEL.

“Los ataques al SEN por ser acciones terroristas y atentar contra los derechos fundamentales de las venezolanas y venezolanos, por representar una amenaza para la paz y seguridad de la Patria Bolivariana, por tanto, son en en sí mismo un crimen de lesa humanidad conforme al carácter progresivo de los Derechos Humanos”, manifestó.

Por otra parte, argumento Peña, que desde el años 2012 está vigente en Venezuela la Ley Orgánica contra la Delincuencia Organizada y el Financiamiento al Terrorismo que define los actos terroristas como “el acto intencionado que para su naturaleza o su contexto, pueda perjudicar gravemente al país o una organización internacional tipificado como delito según el ordenamiento jurídico penal venezolano, cometido con el fin de intimidar gravemente a la población o destruir las estructuras políticas fundamentales, constitucionales, económicas o sociales del país.

Por tanto, instó a la Organización de las Naciones Unidas a emitir una resolución para sancionar a los actores de estos hechos criminosos, que como se sabe son público, notorio y comunicacional e incluso allende de la frontera del país, las actuaciones de esta delincuencia organizada que busca el derrocamiento del presidente constitucional Nicolás Maduro; terrorismo que está dirigidos por el imperialismo estadounidense en alianza con la ultraderecha fascista venezolana, indicó Peña.

En consecuencia, Peña no abriga dudas en afirmar que los ataques al SEN han vulnerado los derechos fundamentales del pueblo venezolano por lo que deben ser considerados como crímenes de lesa humanidad, “porque en última instancia ¿a quién se le violan los Derechos Humanos, al fascismo o al pueblo? Desde luego a las venezolanas y venezolanos y no a ellos a la ultraderecha que es precisamente lo que hace creer el poder mediático mediante sus falsos positivos”, aseveró el presidente del INPSASEL.

Prensa: INPSASEL

Alberto Vargas

http://www.inpsasel.gob.ve/index.php/galeria/