Clase trabajadora del Inpsasel firma en rechazo de la injerencia

Este martes, los trabajadores y las trabajadoras del Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales (Inpsasel) demostraron su apoyo incondicional con el Presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, para rechazar a través de firmas la injerencia que quiere imponer el gobierno de los Estados Unidos para acabar con la paz de Venezuela.

En el acto, la clase obrera firmó por la paz y el Legitimo Presidente Nicolás; dejando un mensaje a Donald Trump, que Venezuela no necesita ninguna ayuda humanitaria, y que se oponen a cualquier intervención de los EE.UU.

No obstante el presidente del Inpsasel,  Geovanni Peña, manifestó que aquí hay hombres y mujeres venezolanos que están dispuestos a defender la Revolución, la mejor venganza; no es pagarle con la misma moneda, sino demostrarles amor, respeto, lealtad…  además de que las personas deben de tener conciencia social, para que puedan estar conscientes de como un entorno puede favorecer o perjudicar el desarrollo de  las personas en el país.

El trabajador del instituto, Rubén González, indicó que no está de acuerdo con una intervención en Venezuela porque los Estados Unidos, nunca ha ayudado a nadie,  lo único que hace es ir por sus intereses, sin importarle el daño que le puede hacer a un pueblo.

Cabe destacar, que en Venezuela aún sigue la Revolución y seguirá prevaleciendo, puesto que la Patria se respeta y ningún gobierno vendrá a estar poniendo órdenes que no le corresponden. En el país no existe ninguna crisis humanitaria; sencillamente hay un bloqueo económico y financiero. Definitivamente son los Estados Unidos que han fabricado esta mentira para continuar con su intervención, pero no podrán con la Patria Socialista.